La política de Trump hacia América Latina
Jun-11-19, por Rosendo Fraga
 

La política de Trump hacia la región tiene como ejes la tensión con México, las sanciones contra Cuba y Venezuela y la creación de una Fuerza de Acción Rápida en el Comando Sur. El Presidente estadounidense dice haber obtenido éxito en el conflicto con México, al lograr un acuerdo por el cual habrá más vigilancia y control sobre la frontera sur de este país, para impedir la migración ilegal hacia EE.UU. desde el "Triángulo Norte" de América Central. 

El gobierno de López Obrador logró evitar el "peor escenario" ya que el aumento de aranceles con el que amenazó Trump, hubiera generado fuertes pérdidas para México y tornado incierta la aprobación del "nuevo Nafta". 

El gobierno estadounidense sigue adoptando más sanciones contra Cuba y Venezuela. En el primer caso afectan al turismo y en el segundo a funcionarios y personas vinculadas al régimen chavista, así como a las empresas y bancos que mantienen relaciones con el gobierno venezolano. Pero en ambos casos, las medidas resultan ineficaces para producir un "cambio de régimen", como públicamente anunció el consejero de seguridad nacional de los EE.UU. (Bolton) a fines del año pasado. 

En el ámbito del Comando Sur, con sede en Miami, se ha creado una "Fuerza de Acción Rápida" de 300 marines, para participar en "emergencias humanitarias" en la región. El primer ejercicio militar de este tipo se está realizando en Guatemala, El Salvador y Honduras -los tres países del mencionado "Triángulo Norte" de América Central- y en Belice. Participan fuerzas de tres países de América del Sur: Brasil, Colombia y Perú y ello puede tener referencia con la crisis venezolana. 

En México, López Obrador (AMLO) presenta el acuerdo con EE.UU. como una victoria que no lo es tanto, Rusia anuncia que respaldará a Cuba y Ortega establece una "auto amnistía" en Nicaragua. La detención de migrantes ilegales en México sobre la frontera con EE.UU. llegó en mayo a 144.000 arrestos, 32% más que el mes anterior y algo similar está sucediendo en la frontera sur con América Central. La suspensión de la suba de los aranceles por parte de Trump, obliga a México a comprarle más cereales. 

En lo político, el oficialismo (Morena) ganó elecciones locales en Baja California y Puebla y en lo económico, las consultoras de riesgo bajan el pronóstico de crecimiento del país. Avanzan las investigaciones por el caso Odebrecht, siendo detenido el "rey del acero" mexicano (Ancira). Rusia públicamente sostuvo que apoyará a Cuba frente a las "agresiones" de EE.UU., confirmando la política de Putin de mantener presencia en la región. En Nicaragua, Ortega estableció una "auto amnistía" para quienes reprimieron y liberó 50 presos políticos; en El Salvador el nuevo Presidente (Bukele) comenzó a gobernar utilizando el twitter como herramienta de comunicación y en Haití se reanudaron las protestas en las calles, reclamando al gobierno por la corrupción. 

El régimen chavista recibe el apoyo de Putin y Xi, las sanciones de EE.UU. aumentan pero sin resultado, se frenan las conversaciones de Oslo y en Colombia parte de las FARC vuelve a las armas. Reunidos en Moscú, los presidentes de Rusia y China coincidieron en apoyar al gobierno de Maduro, contra las sanciones que están aplicando los países de occidente. 

Trump mediante un twitt anunció el retiro de las tropas rusas de Venezuela, corrigiendo luego que se había ido "la mayor parte". Putin por su parte sostuvo que no busca bases en este país, pero que mantendrán las tropas necesarias para cumplir los acuerdos militares bilaterales. 

Cuba por su parte reiteró el apoyo al régimen venezolano frente a las presiones de los EE.UU. Las sanciones que aplica a la exportación del petróleo venezolano, la han reducido al mínimo y están ocasionando desabastecimiento de combustible en el país. Para la UN, son 4 millones los venezolanos que han dejado el país y el 32% piensa hacerlo en los próximos meses. 

Maduro reabrió la frontera con Colombia, aumentando el flujo de migrantes hacia ese país. Los servicios de inteligencia colombianos temen que por esta vía lleguen los delincuentes que están en las cárceles venezolanas. 

En Perú, el Presidente logró frenar en el Congreso una moción de censura y que aprueben sus medidas para combatir la corrupción. En Bolivia, la oposición reclama mayor transparencia en el proceso electoral. En Colombia, un tercio de los integrantes de las FARC han retomado las armas incumpliendo los acuerdos de paz y se están dedicando al narcotráfico y la minería ilegal. 

En el Cono Sur, Trump estrecha relaciones con los presidentes de Brasil, Argentina y Chile, los tres alineados con el centro-derecha. Bolsonaro visitó Argentina, respaldando al presidente Macri y cuestionando al Kirchnerismo, que de ganar en octubre implicaría el retorno del populismo al Cono Sur de América. Bolsonaro dijo "no queremos más venezuelas en la región" en explícito apoyo electoral a su colega argentino, quien tres días más tarde recibió la visita del Presidente colombiano, quien también le dio su apoyo con vistas a la elección. En la misma línea se ha manifestado el Presidente chileno (Piñera) cuya imagen ha descendido, en línea con lo que viene sucediendo con sus colegas de Brasil, Colombia y Argentina. 

El apoyo de Trump a Macri se hace evidente a través de la asistencia financiera del FMI a la Argentina. La directoria ejecutiva de este organismo (Lagarde) ha dicho que sería malo para Argentina el retorno de Cristina Kirchner al poder. Cabe señalar que este organismo internacional ha prestado 57.000 millones de dólares a Argentina en el año previo a las elecciones de octubre. Ello es el 61% del total de créditos otorgados por el organismo en todo el mundo. Sigue Egipto con 13%. Ello muestra el interés que para Washington tiene la reelección del presidente argentino para evitar el retorno del populismo a esta parte de la región.