Navegador



Balance 
Militar de
América
del Sur 2017
:

Presentación
Prólogo
Comentario
Adelanto
Adquisición

Buscador

Investigaciones sobre Defensa

        RESEÑAS

Los 70: la década que siempre vuelve

La distancia temporal que puede marcar la diferencia entre historia y periodismo de investigación no es objetiva. En este libro el autor ha sabido  combinar ambas capacidades.

677875___n.jpg

  

Reseñas anteriores:

Parar la pelota. 

Perón íntimo

Julio Argentino Roca. Un lugar incómodo en el pensamiento nacional 

 

Suscripción a newsletter

Si desea recibir nuestro newsletter, por favor ingrese sus datos.
 
Inicio arrow Análisis arrow Biden frente a la polarización

Biden frente a la polarización PDF Imprimir E-Mail
Ene-22-21, por Rosendo Fraga
 
 

La polarización extrema a la cual llevó Donald Trump a la política estadounidense no cederá con su alejamiento del poder. El uso del indulto para beneficiar a ex colaboradores, amigos y familiares no tiene precedente, e incluso la aplicación por parte de Trump de un auto-indulto o indulto preventivo serán temas controvertidos en la Justicia. El juicio político aprobado por la Cámara de Representantes tiene un panorama incierto en el nuevo Senado, en el cual los republicanos perdieron la mayoría. En la Cámara Baja 10 republicanos votaron por el juicio, pero son 10 sobre 211, menos del 5%. En el Senado ahora, para concretar el juicio, se requieren los dos tercios. Como cada partido tiene 50, los demócratas necesitan sumar un tercio de los republicanos, es decir 17 senadores. No parece fácil reunir esta cantidad. 

El 39% de los estadounidenses sigue aprobando la gestión de Trump pese a los episodios violentos en torno al Capitolio. Ello implica que su relación con sus votantes sigue siendo fuerte y explica también la votación en la Cámara de Representantes y las dudas respecto a qué hará la de Senadores. Cada día es más claro que Biden, desde el primer día de gobierno, tendrá que enfrentar problemas en el ámbito externo e interno que requerirán decisiones inmediatas. La prioridad que pondrá en el paquete de ayuda a la economía -con un fuerte contenido en lo social- se dará junto con los efectos de la polarización política, la preocupación por los problemas de seguridad y la necesidad de soluciones en el complejo ámbito internacional. El hecho de que Trump no asista a la entrega del poder lo convierte en el cuarto presidente de Estados Unidos en adoptar esa actitud, aunque los otros 3 lo hicieron durante el Siglo XIX. 

Los Estados Unidos que recibe Biden es una potencia global que ha perdido la capacidad de actuar a través del llamado "poder blando". Esa atracción que tenía la democracia capitalista estadounidense por sus valores de libertad y prosperidad ha quedado anulada por los cuatro años de Trump. Las encuestas muestran que aun en Europa, la imagen del presidente norteamericano que termina es peor que la de Xi o Putin. 

Las alianzas internacionales están debilitadas o en crisis. La pugna con Estados Unidos muestra una potencia asiática que pese a la pandemia en 2020 ha crecido 2,3% y que tiene el virus bajo control. Al mismo tiempo, el final del mandato de Trump, con Estados Unidos volcado hacia sí mismo, se da al mismo tiempo que China y Rusia acentúan su presión sobre sus disidencias. Es decir, la pérdida de la capacidad de Estados Unidos de usar su "poder blando" debilita las críticas de Occidente en este momento contra las medidas autoritarias de Xi o Putin. 

El futuro del Partido Republicano es incierto. Sus dirigentes temen la ruptura con Trump porque ello puede implicar la ruptura con su base electoral que se ha radicalizado en los últimos 4 años. El intento de Biden de recomponer la relación con Europa no será fácil, en un año donde la pandemia seguirá siendo un fenómeno que enfrenta cada gobierno de acuerdo a sus circunstancias y posibilidades, con una economía occidental que seguirá cayendo y el Brexit que agrega un factor de incertidumbre en cuanto a sus consecuencias. 

Al mismo tiempo, en Alemania el domingo 16 de enero la Democracia Cristiana eligió un nuevo presidente en reemplazo de Ángela Merkel. En el partido se considera que quien preside el partido será su próximo presidente. Fue electo Armin Laschet, que era el candidato de Merkel. Obtuvo 521 votos frente a los 466 de su rival, Friedrich Merz, opositor a la jefa de Gobierno desde una posición a la derecha (el tercer candidato era otro democristiano moderado que renunció a su candidatura para apoyar a Laschet y evitar el triunfo de su rival). 

Merz estuvo fuera de la política alemana desde que Merkel llegara al poder hace 15 años y lo desplazara del partido. Durante este tiempo estuvo a cargo del grupo financiero BlackRock en Alemania. Merz critica la política inmigratoria flexible de Merkel y argumenta que ésta ha sido clave en la pérdida de votos hacia la derecha, representada por el partido Afirmación por Alemania, que no existía cuando Merkel llegó al poder. El objetivo de Laschet es evitar que llegue al poder un gobierno de coalición rojo-rojo-verde (una alianza de los socialdemócratas, tercera fuerza del país; la izquierda y los ecologistas) que pueda articular una mayoría, ya que la democracia cristiana, con el 36% de intención de voto que tiene, podría quedar en minoría frente a ellos y esta situación potenciar el papel de Afirmación por Alemania. 

La mayoría de los líderes democristianos desde la Segunda Guerra Mundial han sido católicos, al igual que Laschet, que es cercano al papa Francisco, mientras que Merkel era protestante. El último día de octubre, el dirigente democristiano alemán se reunió con el Sumo Pontífice, con quien tiene buena relación. Que los dos principales países de Occidente, Alemania y Estados Unidos, pasen a estar gobernados por los moderados, permite imaginar la posibilidad de una articulación de un eje Washington-Berlín. A esto contribuiría que Biden también es católico (es el segundo presidente estadounidense de esta religión después de John F. Kennedy) y mantiene diálogo con el Papa. 

Respecto a la vacunación, la carrera por inmunizar a la población muestra evidentes desigualdades entre países y regiones. Según un estudio de la consultora GZERO Media, el camino para adquirir la inmunidad presenta distintos tiempos y escenarios de acuerdo al nivel de desarrollo de cada país. 

Entre los países de mayores ingresos están aquellos que pertenecen a la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos), que tienen asegurada la disponibilidad de dosis y ya han comenzado a vacunar. Este grupo (que incluye a Estados Unidos, el Reino Unido y la UE), terminará de vacunar a su población vulnerable y personal médico en septiembre de este año, y desde allí le llevará hasta enero de 2022 terminar de inmunizar a toda su población. Es decir, tardarán un año en superar al Coronavirus. 

Un segundo grupo de países más amplio, con ingresos entre medios y altos como Chile, Turquía, Brasil, China, India o Rusia, concluirán la primera etapa de la vacunación también en septiembre de 2021, pero terminarán de vacunar a toda su población recién en junio de 2022, es decir, en un año y medio. Luego se encuentran los países que están en capacidad de adquirir vacunas pero a un ritmo más lento y desigual (GZERO pone como ejemplo a la Argentina y Sudáfrica), los cuales terminarían de vacunar a la población de riesgo y personal sanitario recién en enero del próximo año, para terminar de inmunizar al resto de su población en torno a octubre de ese año. 

Para estos países, muchos de los cuales ya han empezado a vacunar a su población, contener la amenaza que representa la pandemia les llevará 21 meses. Respecto al último grupo, los países de bajos recursos que adquirirán sus vacunas a través del Fondo COVAX de la OMS, terminarán la primera etapa de vacunación en abril de 2022, y podrán estar libres de Covid-19 en enero de 2024, es decir, en tres años.

 
Documentos del CENM
¡nuevo!

Una visión de largo plazo:
Análisis del documento “Tendencias globales 2035” del Consejo de Inteligencia de los EEUU

ACTUALIDAD

      ELECCIONES 2019

SITIOS WEB RELACIONADOS !! (NUEVO) 

WEB ACADEMIA NACIONAL DE CIENCIAS MORALES Y POLÍTICAS

     WEB SITIO "ROCA HOY"      

  

SECCIONES

ARGENTINA

BOLIVIA
BRASIL

CHILE

COLOMBIA
COYUNTURA
CUBA
DEFENSA
EL SALVADOR
EVOLUCION SOCIOPOLITICA
HONDURAS
IBEROAMERICA
INTERNACIONAL
LAS AMERICAS
LATINOAMERICA

MEXICO

MUNDO
NICARAGUA
OPINION PUBLICA
PARAGUAY

PERU

URUGUAY

VENEZUELA

Opinion Publica Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de America Latina

Archivo historico banner_cp.jpg


Indicadores