Navegador



Balance 
Militar de
América
del Sur 2017
:

Presentación
Prólogo
Comentario
Adelanto
Adquisición

Buscador

Investigaciones sobre Defensa

        RESEÑAS

"Locos de Dios". Huellas proféticas en el ideal de justicia, por Santiago Kovadloff 

 La vinculación del pensamiento clásico con el presente, no solo resulta conveniente sino también   necesario.

 

     

portada_locos_de_dios_mod_3.jpg

Suscripción a newsletter

Si desea recibir nuestro newsletter, por favor ingrese sus datos.
 
Inicio arrow Investigaciones arrow Evolución Socio-Política arrow El escenario sindical (Mayo 2018)

El escenario sindical (Mayo 2018) PDF Imprimir E-Mail
Jun-01-18 - por Rosendo Fraga

I. EL PARO DE CAMIONEROS EN BRASIL

En los diez días transcurridos entre el 21 y el 31 de mayo en Brasil, tuvo lugar un extendido y contundente paro de camioneros.

A partir del día sexto, el desabastecimientos de alimentos y combustibles, había llevado a una suerte de parálisis de los siete mayores centros urbanos el país (Sao Pablo, Río de Janeiro, Brasilia, etc.)

Frente a esta crítica situación, que puso en discusión la gobernabilidad de la Administración Temer, éste decidió reprimir la protesta, anunciando que emplearía la fuerza pública para hacerlo y reabrir rutas cortadas por los camioneros.

Ese mismo día, se extendió el rumor de que la Policía Federal -que depende del Ejecutivo- no estaba dispuesta reprimir a los camioneros, cuya demanda principal es la baja del costo del precio del gasoil que consumen.

Frente a esta situación y temiendo estuviera en juego su gobernabilidad, el Presidente Temer decidió emplear a las Fuerzas Armadas para reprimir la protesta de camioneros.

El despliegue militar se concretó, pero los mandos advirtieron sobre la existencia de cierta solidad con los huelguistas por parte del personal subalterno a sus ordenes.

Los camioneros en Brasil, tienen una representación bastante anárquica. Por un lado están los empleados de las empresas de transporte, organizados en sindicatos, que en el caso de este país son varios en el territorio del extenso país.

Pero el sector más combativo, fueron quienes conducen su propio camión y son dueños de una sola unidad. Ellos fueron quienes asumieron una postura más dura.

Líderes de este sector de la protesta, se pronunciaron a favor de la candidatura presidencial de Jair Bolsonaro, quien está primero en los sondeos, con cerca de un cuarto del total de votos.

Se trata de un capitán paracaidista del Ejército, que es la suma de la incorrección política: hace campaña contra los gays, subestima a las mujeres y critica a los afro-brasileños por supuesta poca afición por el trabajo. Es decir se trata de “la suma de la incorrección política”.

Es un fenómeno que puede ser caracterizado como la “antipolítica” que surge como rechazo al desgaste de la clase política tradicional puesto en evidencia por el “Lava Jato”.

Estos dueños de un camión, se pronunciaron por Bolsonaro, por quien también votan la mayoría de los suboficiales del Ejército.

Ello llevó a las autoridades militares a ejercer con prudencia la orden de reprimir, para evitar así una convergencia de represores y reprimidos.

En este contexto, Temer decidió ceder al reclamo y autorizó rebajas en el precio del combustible que consumen los camiones.

Pero su parte de los camioneros continuaron con la protesta y todavía al octavo día había 500 cortes de rutas y caminos.

Las negociaciones y concesiones continuaron y recién el décimo día la protesta realmente se terminó.

Pero ese día, comenzó un paro de trabajadores petroleros por 72 horas, reclamando por la falta de actualización de sus salarios fente a la inflación.

La posición política de Temer se debilitó con esta protesta.

Sondeos realizados con la terminación de la medida de fuerza de los camioneros, mostraron que 9 cada 10, apoyaban esta protesta.

Temer salió debilitado de la protesta y habiendo abandonado sus pretensiones presidenciales, a solo 4 meses de la primera vuelta de ella.

II. PABLO MOYANO ANUNCIA UN PARO “A LA BRASILEÑA”

El 28 de mayo, Pablo Moyano anunció que si no se aceptaba el reclamo del sindicato de camioneros de aumentar los salarios 27%, harían un paro “a la brasileña” es decir con la extensión, intensidad y consecuencias del realizado en Brasil el mismo mes de mayo.

Estas afirmaciones de Moyano hijo, se dieron finalizando un mes, en el cual el sindicato que controlan fue uno de los ejes principales de las relaciones político-sindicales y cuando el sector empresario correspondiente ofertó sólo 15% de aumento.

Al comenzar mayo, la justicia detectó más transferencias de dinero del sindicato de camioneros a empresas de la familia Moyano y tuvieron lugar allanamientos en el Club Independiente y en la Asociación de Futbol Argentino (AFA), en causas vinculadas a la acusación de lavado de dinero contra el llamado “clan Moyano”.

También se registraron fallos adversos a los Moyano en la causa judicial por la cual se los acusa de compra irregular de medicamentos para la obra social del sindicato. Al mismo tiempo avanzaron las causas por un ingreso de fondos millonario a la mutual del sindicato de camioneros, cuyo origen no parece justificado y la investigación por irregularidades en los contratos de jugadores del Club Independiente, en la que también se encontraron pagos pocos claros.

Moyano respondió al conjunto de acusaciones que se movieron contra él y su familia en los primeros días de mayo, pidiendo se investigue el “plan sistemático” que se desarrolla contra ellos. No descartó convocar un paro contra el gobierno de Macri si vetaba la suspensión de la “emergencia tarifaria”, al que acusó de orquestar el plan denunciado.

Pero en la segunda semana de mayo, el Juez Bonadío avanzó con el peritaje contable del gremio de camioneros y fue confirmada la carátula de “Asociación ilícita” para la causa por diversas irregularidades en el Club Independiente, por el cual están acusados los Moyano. También fue allanada la seccional San Miguel (Gran Buenos Aires) de camioneros, por una denuncia de extorsión sindical contra las empresas del sector. Hacia fines de la segunda semana de mayo, la AFIP informó que la empresa de correo privado OCA -que estaría controlada por los Moyano a través del empresario Faruh con el cual hoy están en conflicto- debía 5.000 millones de pesos al organismo recaudador, complicándose la situación de la empresa, que emplea a miles de afiliados al sindicato de camioneros. Pocos días después, dicho empresario fue procesado por retención ilegal de aportes. Pero en forma casi inmediata, fue prorrogada nuevamente hasta setiembre su licencia para operar, impidiéndose su cese.

En la tercera semana de mayo, se inició la investigación judicial contra un ex empleado del sindicato de camioneros de apellido Enríquez, titular de 13 sociedades, quien sería “testaferro” de los Moyano. A su vez la justicia federal de Córdoba, citó a indagatoria a Hugo, en una causa por defraudación en el manejo de fondos del sindicato de camioneros y su obra social, para el 31 de mayo. Tuvieron lugar allanamientos en la sede central de camioneros, derivados de la causa por extorsión contra transportistas, de la seccional San Miguel, que fuera mencionada.

Pero en la cuarta semana de mayo, fue suspendida si fecha la indagatoria ante la cual debía comparecer Moyano padre en la justicia federal de Córdoba -su detención puede precipitar un paro nacional de camioneros- causa en la cual podrían dictarle la preventiva, posibilidad que volvió a alejarse.

En la cuarta semana de mayo, Moyano frente a la ofensiva judicial que lo amenaza dijo que estaba dispuesto a “dar la vida por los derechos de los trabajadores”, al sostener que iba a luchar contra la reforma laboral de la Administración Macri y en particular contra el cambio en las condiciones para los despidos. Al mismo tiempo, nuevas acciones del Ministerio de Trabajo, apuntaron a la eliminación de un aporte especial por cada trabajador que deben entregar al sindicato por convenio colectivo las empresas. El gobierno considera que se trata de “una caja sindical clave” de los Moyano.

Fue como culminación de este mes de intenso trajín judicial para los Moyano, que Pablo lanzó su amenaza de realizar un paro “a la brasileña”. Hay quienes sostienen que los camioneros tienen menos poder en Argentina que en Brasil. No es cierto, en razón de que en Brasil están más atomizados, entre varios sindicatos relativamente débiles, diversas cooperativas de camioneros dueños de un camión y algunas en cooperativas de varios camiones. En Argentina en cambio, hay un solo sindicato de camioneros en el ámbito nacional que se extiende por todo el país, al que pertenecen los trabajadores de las empresas, grandes, medianas y pequeñas.

Esta organizado en varias ramas que son nacionales. Las de mayor impacto en cuanto a un paro son las de combustibles -en pocos días impiden su abastecimiento-, la de clearing bancario -que frena el funcionamiento del sistema financiero argentino- y la de recolección de residuos, que en dos días crea un fuerte deterioro en las condiciones de vida de los centros urbanos.

 

A comienzos de mayo, Pablo Moyano inició negociaciones con el “triunviro” de la CGT del sector dialoguista (Daer) a los efectos de tantear la posibilidad de una lista de unidad para la renovación de la central obrera.

Pero al promediar el mes, Moyano hijo presentó una alianza con el líder de la “Corriente Federal”, el titular del gremio bancario (Palazzo), para competir por la conducción de la CGT. Al finalizar mayo, Moyano padre propuso que las dos CTA -las centrales combativas- retornaran a la CGT, para así sumar más votos para una eventual secretaría general de su hijo.

El 25 de Mayo, el “Movimiento 21F”, integrado por los Moyano, las dos CTA, movimientos sociales, organizaciones de derechos humanos y artistas kirchneristas entre otros, realizaron un acto contra el acuerdo con el FMI con el lema “La Patria está en peligro” que fue muy concurrido y tuvo repercusión política. Fue una demostración de fuerza de los Moyano en el plano político-sindical, en el marco de la oposición a Macri.

El 29 de mayo, fue Hugo Moyano quien dijo “si no dan el 27% haremos un paro como en Brasil”. Ese mismo día, su padre Hugo, también realizó declaraciones públicas, diciendo que si tenía que optar entre Macri y Urtubey “pedía una 45” -en referencia al calibre de la pistola- es decir se suicidaba. Su hijo Pablo por su parte acusó de “chorros” a los funcionarios de Cambiemos.

III. HACIA UN PARO GENERAL

La discusión sobre cuando convocar un nuevo paro general se instaló en el ámbito sindical durante el mes de mayo.

Los actos del 1 de mayo, en conmemoración del Día del Trabajo, evidenciaron las diversas líneas y expresiones que conviven en el sindicalismo argentino y en varios de ellos, los oradores plantearon la necesidad de convocar un paro general contra la reforma laboral, la política económica del gobierno y el aumento de tarifas. El 27 de abril, Moyano y las dos CTA, conmemoraron el día del Trabajo y en los discursos se habló de un nuevo paro general; el 1 de mayo, la CGT como tal, con Rousseff, Duhalde y Grabois -un poder de convocatoria política superior al que había mostrado Moyano- cuestionaron las políticas del gobierno y el sector “dialoguista” del sindicalismo peronista mostró una toma de distancia respecto al gobierno; por au parte los partidos trotskistas que convergen en el Frente de izquierda de los trabajadores se reunieron en la Plaza de Mayo; los partidos trotskistas Movimiento Socialista de los Trabajadores (MST) y Nuevo Mas, lo hicieron en la Plaza del Congreso y los Movimientos Sociales frente al Monumento al Trabajo.

La CGT, cuyo triunvirato resurgió -la renovación de la central obrera ha quedado para agosto, cuando finalice el Mundial de Fútbol- además de cuestionar a comienzos de mayo la reforma laboral, cuestionó al gobierno por el aumento de tarifas y la política salarial que busca imponer topes de hecho a la negociación salarial. El argumento de la central obrera es que la reforma laboral “socavará el orden público a favor de los empresarios”. En este contexto, el triunviro de la CGT que representa al sector que lidera Moyano (Schmid), el 2 de abril encabezó un acto frente al Ministerio de Energía, reclamando contra el aumento de tarifas.

La primera semana de mayo cerró con el Sindicato de viales repudiando el cierre escuelas técnicas, el secretario general del gremio de la construcción (Martínez) -un dirigente dialoguista- diciendo que la incertidumbre por la obra pública iba a crear problemas laborales en su sector, la CGT realizando un homenaje al cumplirse medio siglo de la fundación de la “CGT de los argentinos”, el secretario general de la UTA (Fernández), proponiendo que el paro general se haga antes del Mundial de Fútbol y el triunviro de la CGT que representa al sector de Barrionuevo (Acuña), diciendo que si se vetaba la ley que retrotrae el aumento de tarifas habría un paro general.

La segunda semana del mes comenzó con la alianza de camioneros y Bancarios, recamando contra la intervención del FMI; seguidamente la CGT anunció que si Macri vetaba la “emergencia tarifaria” podía haber un paro general y plateando que veía “lejos” un acuerdo económico-social, como insinuó el gobierno y declarándose en “alerta” por un eventual veto a la emergencia tarifaria; luego el titular del gremio gastronómico e Interventor en el PJ (Barrionuevo) dijo “el presidente me tomó por pelotudo”; un dirigente de Luz y Fuerza de la Patagonia (Fernández), afirmando “tenemos que unirnos para saber que queremos y el triunviro que representa a Moyano en la conducción de la CGT, pidiendo a los sindicatos que se preparen para un para general, en un encuentro de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), que reúne a los gremios del sector.

La tercera semana del mes comenzó con el gremio textil declarándose en “alerta y movilización”, ante los despidos y suspensiones; la alianza de camioneros y bancarios ratificando que competirían con el sector dialoguista por la conducción de la CGT; esta mostró desconfianza frente a una nueva insinuación de diálogo por parte del gobierno; la citación a declarar en Córdoba a uno de los dirigentes “dialoguistas” más caracterizados (Cavalieri) por una causa de defraudación; la versión de que la CGT estaba debatiendo convocar efectivamente un paro general antes del Mundial; el éxito relativo del Ministerio de Trabajo en alejar a Barrionuevo de Moyano, con concesiones al primero; el Ministro de Trabajo reuniéndose finalmente con el sector dialoguista y Pablo Moyano diciendo “queremos una central firme y no arrastrada o callada; con la CGT emitiendo un duro comunicado en respaldo al gremio de camioneros por las denuncias judiciales que enfrenta y uno dirigente destacado de los Movimientos Sociales (Grabois), afirmando que su lucha tiene carácter sindical. Cabe señalar que organizarán un sindicato de trabajadores informales para agrupar a los 4,5 millones que trabajan en esta situación.

La cuarta semana de mayo, se inició con el sector dialoguista de la CGT buscando postergar el paro general, pero evitando una foto con el gobierno para no ser criticados como “entreguistas” y pidiendo se de marcha atrás con la reforma laboral; con marchas y contramarchas, la central obrera siguió con consultas respecto a realizar o no un paro general, al mismo tiempo que gestionaba con gobernadores y senadores del PJ un frente unido contra la reforma laboral; Cavalieri logrando postergar su indagatoria; la CGT y los Movimientos Sociales insistiendo en gestiones para el paro general, incluyendo en ellas a dirigentes del sector dialoguista, como el titular de UPCN (Rodríguez); la central obrera y la UTA, pese a estar enfrentada con los metro delegados por la representación sindical de los trabajadores del subte, condenaron su detención en una protesta; Schmid pidieron un paro general porque “se vienen meses de mayor conflictividad” y Moyano junto a Palazzo en el acto contra el FMI realizado en el Obelisco el 25 de Mayo.

Sobre el final del mes Schmid sostuvo que “hay que encabezar la protesta social”, dirigentes sindicales argumentando que si Macri vetaba -como lo hizo el último día del mes- la emergencia tarifaria habría paro general, la CGT reuniéndose con la Comisión de Pastoral Social del Episcopado, gobernadores y senadores del PJ para buscar apoyos para un paro general y la marcha de los movimientos sociales desde distintos lugares del país convergiendo en la Plaza de Mayo, en el curso de la cual se incluyó el pedido de un paro general contra el veto a la emergencia tarifaria.

La convocatoria a un paro general fue así una constante en el ámbito sindical durante el mes de mayo, que mostró un avance hacia él.

 
Documentos del CENM
¡nuevo!

Una visión de largo plazo:
Análisis del documento “Tendencias globales 2035” del Consejo de Inteligencia de los EEUU

ACTUALIDAD

ARGENTINA
Macri consigue el presupuesto y Cristina avanza

LATINOAMÉRICA
Opinión pública, insatisfacción e instituciones en América Latina

INTERNACIONAL
Se debilita la cohesión política de Europa

EVOLUCIÓN SOCIOPOLÍTICA
Informe de conflictividad social en Argentina (Nov-18)

DEFENSA
Investigación judicial sobre defensa

OPINIÓN PÚBLICA
Cómo salir del péndulo ideológico

OPINIÓN
Una necesaria cultura de defensa

SECCIONES

ARGENTINA

BOLIVIA
BRASIL

CHILE

COLOMBIA
COYUNTURA
CUBA
DEFENSA
EL SALVADOR
EVOLUCION SOCIOPOLITICA
HONDURAS
IBEROAMERICA
INTERNACIONAL
LAS AMERICAS
LATINOAMERICA

MEXICO

MUNDO
NICARAGUA
OPINION PUBLICA
PARAGUAY

PERU

URUGUAY

VENEZUELA

Opinion Publica Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de America Latina

Archivo historico banner_cp.jpg


Indicadores