Navegador

Buscador

Investigaciones sobre Defensa

Suscripción a newsletter

Si desea recibir nuestro newsletter, por favor ingrese sus datos.
 
Inicio

Waddell: un general elegido por Trump para América Latina PDF Imprimir E-Mail
Abr-19-17 - por Rosendo Fraga

A fines de marzo, Trump designó al primer funcionario relevante para América Latina: el General de dos estrellas Rick  Waddell, como Director del Hemisferio del Consejo de Seguridad Nacional. Sigue vacante la Subsecretaría (o secretaria adjunta) del Departamento de Estado para la región. Es decir que durante los tres primeros meses de gobierno Trump no designó a nadie para cubrir los dos cargos más importantes para la región, salvo unos pocos días en los cuales un académico y funcionario Craig Deare estuvo a cargo de la mencionada función en el Consejo de Seguridad Nacional, siendo reemplazado por haber criticado la política de Trump para México, en una reunión con académicos. Esto ha tenido lugar en momentos que mientras América Central Caribe y México importan para la Administración Trump por el tema migratorio, la prioridad de América del Sur es muy baja, o incluso la menor, al ser una región con baja conflictividad. Es posible que Waddell ejerza también la función de delegado del Presidente para América Latina. Se trata de una función que algunos presidentes designan en paralelo o por encima de los dos cargos mencionados, pero otros deciden no designarlo. 

En una primera interpretación, la designación del Waddell confirma la generalizada tendencia de Trump a designar a militares en cargos importantes. Un general del Ejército (Mattis) es el primer militar en ser Secretario de Defensa en toda la historia; otro (McMaster) es el Director del Consejo de Seguridad Nacional; un General de los Marines (Kelly), es el Secretario de Seguridad. El Director de la CIA (Pompeo) es un ex legislador, que también ha sido militar egresado de West Point. La prioridad que está dando Trump en su cuarto mes de gobierno al uso de la fuerza militar parece dar sentido a esta opción por los militares para cubrir puestos claves. Pero también lo es que al carecer de cuadros propios dentro del Partido Republicano o el mundo académico, el Presidente opta por los militares, para asegurarse lealtad y rapidez en el cumplimiento de sus decisiones. Cabe señalar que el primer Director de Asuntos Hemisféricos del Concejo de Seguridad Nacional, fue reemplazo tras criticar el muro con México en una reunión con académicos. Esta tendencia de Trump, se puso a prueba cuando fue reemplazado el primer Director del Consejo de Seguridad Nacional que designó, que fue un General de los Marines (Flynn), ya que para sustituirlo eligió otro militar. Puesto en este marco, que el funcionario más importante hasta ahora designado por Trump para América Latina sea un militar parece ser consecuencia de una lógica, de acuerdo a la cual opta por militares y empresarios exitosos para armar su equipo, antes que por cuadros provenientes de la política o el mundo académico. Cabe recordar que el Secretario de Seguridad (Kelly) quien tiene a su cargo el conflicto migratorio y la construcción del muro, viene de ser como militar en actividad, titular del Comando Sur de EE.UU. 

Pero Waddell parece reunir ambas condiciones al mismo tiempo: militar y empresario. Su trayectoria, a primera vista muestra una situación curiosa y contradictoria. Por un lado, ha prestado servicios en las guerras de Afganistán e Irak, en las fuerzas terrestres, como cualquier general de dos estrellas de su generación, siendo distinguido en ellas. Al mismo tiempo muestra 17 años de amplia y exitosa carrera empresaria, incluyendo en ellos 12 años en Brasil. A primera vista, ha desempeñado al mismo tiempo funciones con el grado de general en estas guerras y ejercido funciones empresarios importantes. Esta contradicción, se explica porque Weddell -a diferencia de los militares mencionados precedentemente- pertenece a la Reserva, que es movilizada por períodos limitados. Unidades y cuadros de reserva fueron movilizados para completar los efectivos desplegados en Afganistán e Irak desde 2002 hasta hoy. Lo mismo ha sucedido con los efectivos de la Guardia Nacional. Pero además de esta doble condición de militar y empresario, Waddell tiene trayectoria académica. Ha realizado un posgrado en Oxford en el Reino Unido y en Columbia en los EE.UU. Además tiene publicados dos libros sobre la problemática de seguridad centro-americana, en los que propugna una política más intervencionista por parte de EE.UU. Ha prestado servicios en el Comando Sur. 

Con Waddell aparece Brasil en el radar  de la  diplomacia estadounidense, aunque la primera crisis que tendrá a cargo es la de Venezuela. Como se dijo, este General tiene 12 años de experiencia empresaria en Brasil y habla portugués. Al mismo tiempo, el número dos del Departamento de Estado es un funcionario de carrera, Tom Shannon, quien tras ser subsecretario para América Latina del Departamento de Estado en la Administración Bush, en el segundo gobierno de Obama fue designado embajador en Brasil. Es decir que quien secunda al Secretario de Estado Rex Tillerson, -quien fuera presidente de la Exxon- viene de ser Embajador en Brasil y tiene gran conocimiento de América Latina, región en la cual ha prestado servicios durante la última década como funcionario y Embajador. Esto hace que una crisis regional pueda tener un tratamiento más rápido y atento en la Administración. Shannon en los finales de la Administración Bush y durante los dos períodos de Obama, se caracterizó por una visión política moderada, alentando la convivencia entre EE.UU. y  los regimenes de centro-izquierda que predominaron en la región durante este período. Es la visión que impuso sobre Venezuela tendiente a evitar una confrontación y dejar que los hechos fueran evolucionando. Como funcionario de carrera experimentado, ahora parece adecuarse a una política exterior de Trump, que da prioridad al uso de la opción militar en el ámbito global. Pero su opinión sobre Venezuela siempre será prudente, posición que puede ser diferente a la de Waddell. Brasil tiene así dos interlocutores importantes en la Administración Trump, mientras que el lobby cubano-americano que se pensaba iba a dominar las posiciones relevantes de la Administración respecto a América Latina, todavía no las ha tenido. 

En conclusión: con el nombramiento del General Waddell como responsable para el hemisferio del Consejo de Seguridad Nacional, Trump designa a su primer funcionario relevante para la región;  en una primera interpretación confirma su política de designar a militares en funciones relevantes vinculadas a defensa, seguridad y política exterior; pero se trata de un general de la Reserva, que al mismo tiempo ha desarrollado 17 años de una trayectoria empresaria exitosa en América Latina, especialmente en Brasil; Waddell al igual que el número dos del Departamento de Estado han tenido experiencia en Brasil, pero es la crisis de Venezuela, el problema que deberán atender en forma inmediata.   

 
GLOBAL TRENDS 2035
¡nuevo!


EL MUNDO EN 2035

ACTUALIDAD

ARGENTINA
El concepto de la reforma laboral

LATINOAMÉRICA
La elección de Venezuela y sus efectos políticos

INTERNACIONAL
Un mundo tenso e incierto

EVOLUCIÓN SOCIOPOLÍTICA
Balance de la conflictividad social argentina durante septiembre

DEFENSA
El debate sobre defensa y seguridad

OPINIÓN PÚBLICA
Seguimiento de intención de voto a presidente (Dic 2013 - Nov 2015)

OPINIÓN
Proyección del bicentenario de Chacabuco

SECCIONES

ARGENTINA

BOLIVIA
BRASIL

CHILE

COLOMBIA
COYUNTURA
CUBA
DEFENSA
EL SALVADOR
EVOLUCION SOCIOPOLITICA
HONDURAS
IBEROAMERICA
INTERNACIONAL
LAS AMERICAS
LATINOAMERICA

MEXICO

MUNDO
NICARAGUA
OPINION PUBLICA
PARAGUAY

PERU

URUGUAY

VENEZUELA

Opinion Publica Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de America Latina

Archivo historico banner_cp.jpg


Indicadores