Navegador



Balance 
Militar de
América
del Sur 2017
:

Presentación
Prólogo
Comentario
Adelanto
Adquisición

Buscador

Investigaciones sobre Defensa

        RESEÑAS

Los valores del Martín Fierro 

La tragedia de los rugbiers de Villa Gesell que bien puede calificarse como "homicidio en banda", es cuestionada por nuestro poema nacional.

Martin_fierro_1894_1.jpg

 

Reseñas anteriores:

Parar la pelota. 

Perón íntimo

Julio Argentino Roca. Un lugar incómodo en el pensamiento nacional 

 

Suscripción a newsletter

Si desea recibir nuestro newsletter, por favor ingrese sus datos.
 
Inicio arrow Análisis arrow Latinoamérica arrow América Latina tras la Cumbre Celac-UE

América Latina tras la Cumbre Celac-UE PDF Imprimir E-Mail
Jun-17-15 - por Rosendo Fraga

La Cumbre CELAC-UE puso en evidencia las diferencias de ambos bloques sobre Venezuela y las coincidencias respecto a Cuba. Los países latinoamericanos impidieron aprobar el reclamo planteado por los europeos sobre la falta de libertad en Venezuela. La diferencia ideológica se ha ido profundizando entre los dos bloques y la reciente visita de Felipe González a Caracas lo puso en evidencia. La CELAC logró además que la UE criticara la afirmación estadounidense de que Venezuela era una "amenaza para la seguridad" de los EEUU, aunque su sentido ya fue relativizado por el mismo Obama. En cambio coincidieron en apoyar el reestablecimiento de relaciones entre Washington y La Habana. Cabe señalar que la UE sigue el mismo camino, como lo mostraron las visitas que realizaron a la isla tanto la encargada de relaciones exteriores de la UE (Mogherini) como el Presidente de Francia (Hollande). La falta de cohesión en cada uno de los dos bloques impidió avanzar más en esta Cumbre. En el caso europeo, los integrantes de la UE siguen actuando como actores nacionales en América Latina con sus intereses particulares, mientras que en la región, si bien predomina una actitud política populista, los intereses y políticas económicas son muy diversas. Mientras México logró ampliar su TLC con Europa, Evo Morales manifestó que abandona la negociación para incorporarse al Mercosur si éste llega a un acuerdo de libre comercio con la UE.

 

La paradoja en América Latina es que cuando Cuba avanza hacia el capitalismo y da algunas señales de flexibilización política, Venezuela toma el camino contrario. Mientras el Castrismo avanza en liberalizar la economía y crea condiciones para la inversión extranjera -para la cual la recomposición de relaciones con Estados Unidos es clave-, el Chavismo avanza cada vez más hacia la estatización. La realidad económica venezolana es crítica y el país comienza a sufrir efectos como los que tuvo Cuba por el bloqueo estadounidense -aunque no se lo han impuesto-, debido a que la crisis es consecuencia de las propias acciones del gobierno del "Socialismo del Siglo XXI". Estimaciones privadas sostienen que este año la economía venezolana podría caer 7% y la inflación acercarse al 100% anual, con los efectos sociales que ello implica. Políticamente la tensión se incrementa, con cerca de 80 presos políticos y un centenar de venezolanos -varios de ellos detenidos- en huelga de hambre que piden por su libertad. El líder opositor preso más importante -Leopoldo López- se acerca al mes de huelga de hambre y la mantiene pese a que ex presidentes latinoamericanos que respaldan su causa le han pedido que la levante. En enero vencen los mandatos de los legisladores y Maduro, pese al pedido de la UNASUR y la CELAC, sigue sin fijar fecha de las elecciones, las que podría perder de acuerdo a los últimos sondeos.

Las dificultades en la negociación entre el Mercosur y la UE evidencian las diferencias existentes en las visiones económicas en América Latina. Brasil -el PT con reservas avaló el plan de ajuste de Dilma en su último Congreso- impulsa la negociación, conciente de que el país requiere una mejor inserción internacional para recuperar el crecimiento. Cabe recordar que a fines de junio Dilma visita EEUU y se reúne con Obama, en un hecho que marcará la recomposición de las relaciones entre los dos países, enfriadas tras las filtraciones del espionaje electrónico estadounidense. Paraguay y Uruguay apoyan la posición brasileña de intercambiar propuestas para el TLC en el último trimestre del año. Incluso el Presidente uruguayo (Tabaré) ha dicho que su país podría negociar por su cuenta si no lo hace el Mercosur. Venezuela ha decidido no participar de la negociación, Argentina no comparte la posición de Brasil de intercambiar propuestas en el último trimestre y Bolivia, como se mencionó, amenaza con abandonar el proceso de incorporación si se llega a un acuerdo. Evo sostuvo también en la Cumbre CELAC-UE que los representantes de la monarquía española no deben participar más en los actos de asunción de los presidentes latinoamericanos, por su significado en la conquista del imperio iberoamericano.

El Banco Mundial ha dicho que la estimación de crecimiento de América Latina para 2015 baja de 1,7 a 0,4%, aunque prevé una recuperación en 2016 y 2017. Es posible que finalmente sea del 1%, pero las diferencias regionales son relevantes. En el tercio de América Latina que está al norte del Canal de Panamá -México, América Central y los países del Caribe-, el crecimiento sería del 3%. En cambio en América del Sur, que es dos tercios de la región en población, territorio y PBI, sería del 0%, pero con diferencias. En la cuarta parte de América del Sur que constituyen Colombia, Chile y Perú -los tres integran con México la Alianza del Pacífico-, el crecimiento sería positivo: en torno al 3%, como el tercio de América Latina que está al norte del Canal de Panamá. El problema está en el Mercosur, donde el estancamiento de Argentina, la caída que comienza a tener Brasil y el derrumbe de Venezuela -entre los tres son tres cuartas partes de América del Sur y la mitad de América Latina- hacen que América Latina en su conjunto sea la región del mundo emergente que menos crece y eventualmente la del mundo que también menos lo hace. Si Europa logra contralar la crisis griega, este año en promedio podría crecer 1%. Si bien el precio de las materias primas ha caído y esto conspira contra el crecimiento de toda América Latina, es en los tres países más grandes del Mercosur donde se encuentra el freno de la economía regional. El gobierno brasileño da señales de querer entender el problema, pero los de Venezuela y Argentina no lo hacen.

En conclusión: la Cumbre de jefes de gobierno de la CELAC y la UE puso en evidencia diferencias ideológicas respecto a Venezuela y coincidencias en la recomposición de relaciones de EEUU con Cuba;  la paradoja es que Venezuela avanza hacia el totalitarismo político y el estatismo económico cuando Cuba toma el camino contrario;  las negociaciones entre la UE y el Mercosur ponen en evidencia las diferentes visiones económicas que hay en la región en general y dentro del mismo Mercosur en particular y la baja tasa de crecimiento que muestra América Latina está generada por tres países que son tres cuartas partes de América del Sur y la mitad de América Latina: Argentina, Brasil y Venezuela.

 
Documentos del CENM
¡nuevo!

Una visión de largo plazo:
Análisis del documento “Tendencias globales 2035” del Consejo de Inteligencia de los EEUU

ACTUALIDAD

      ELECCIONES 2019

SITIOS WEB RELACIONADOS !! (NUEVO) 

WEB ACADEMIA NACIONAL DE CIENCIAS MORALES Y POLÍTICAS

     WEB SITIO "ROCA HOY"      

  

SECCIONES

ARGENTINA

BOLIVIA
BRASIL

CHILE

COLOMBIA
COYUNTURA
CUBA
DEFENSA
EL SALVADOR
EVOLUCION SOCIOPOLITICA
HONDURAS
IBEROAMERICA
INTERNACIONAL
LAS AMERICAS
LATINOAMERICA

MEXICO

MUNDO
NICARAGUA
OPINION PUBLICA
PARAGUAY

PERU

URUGUAY

VENEZUELA

Opinion Publica Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de America Latina

Archivo historico banner_cp.jpg


Indicadores