Navegador



Balance 
Militar de
América
del Sur 2017
:

Presentación
Prólogo
Comentario
Adelanto
Adquisición

Buscador

Investigaciones sobre Defensa

        RESEÑAS

La rebelión de las naciones

  Crisis del liberalismo y auge del conservadurismo popular

El autor, con una destacada trayectoria académica y genuino interés tanto por la situación internacional como por la suerte de su país, analiza en realidad dos ejes paralelos en función de los cuales parece reconfigurarse el escenario internacional. 

 

la_rebelion_de_las_naciones.jpg


Reseñas anteriores
:

Parar la pelota. 

Perón íntimo

Julio Argentino Roca. Un lugar incómodo en el pensamiento nacional 

 

Suscripción a newsletter

Si desea recibir nuestro newsletter, por favor ingrese sus datos.
 
Inicio

El giro argentino hacia venezuela PDF Imprimir E-Mail

Ene-17-08 - por Rodrigo Mallea

En base a los últimos acontecimientos que se sucedieron estos últimos días podemos afirmar que la Argentina está dando un giro en su política exterior hacia la Venezuela de Hugo Chávez. Esto no es una novedad si tenemos en cuenta que la república bolivariana fue el país con quien la Argentina firmó la mayor cantidad de tratados en los últimos cuatro años, pero en el ámbito de las relaciones exteriores esto se paliaba con guiños ocasionales hacia Brasilia y Washington.

La particularidad de este giro es que ha sido sumamente brusco, obedeciendo a cuestiones de reacción -signado por el cariz que adoptó el caso de la valija venezolana tras señalarse al oficialismo gobernante como el destinatario del dinero- y cuestiones de acción, como lo fuera la decisión de enviar a Néstor Kirchner a la selva colombiana junto a Chávez. De esto se desprende otra peculiaridad -no menos importante- que podemos señalar: el hecho de que se hizo en desmedro de otros Estados (Estados Unidos, por reacción, en el primer caso; Colombia, por acción, en el segundo).

El primer caso derivó en un discurso cargado de un fuerte antinorteamericanismo por parte de la flamante Presidenta, en el que además no desaprovechó la oportunidad para revalidar la alianza con Chávez. No obstante, en este caso se puede hablar de distintas variables que entraron en juego, como el factor sorpresa y la escasez de tiempo que no permitieron a un Gobierno absolutamente desprevenido medir eficazmente los costos de sus acciones.

En el segundo caso, en cambio, podemos decir que fue política de Estado -ahora sí ratificando el giro hacia Venezuela- la decisión de enviar al ex presidente Néstor Kirchner -aún percibido como el presidente de los argentinos para la mayoría de la opinión pública- a la selva colombiana junto a Chávez, en lugar de haber enviado alguna figura de menor calibre como sí hicieron otros actores en la región.

El caso colombiano era sumamente delicado y la Argentina, a diferencia del caso de la valija, podría haber optado por no involucrarse abiertamente en este escenario, ya que contaba con la posibilidad de haber medido los costos que esta acción implicaba con mayor precisión, pero aun así decidió involucrarse en lo que demostró ser un conflicto bilateral entre Colombia y Venezuela.

Sucede que los intereses que estaban en juego detrás de la Operación Emmanuel eran claros: se trataba de la puja entre el principal aliado norteamericano en la región (Colombia) y el principal exponente antinorteamericano (Venezuela). No había que ser un especialista en relaciones internacionales para deducir que el principal objetivo que buscaban las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) era el reconocimiento internacional como unidad política independiente operando en una porción territorial de Colombia, y sabían que esto lo encontrarían en Chávez. No en vano fue la misma agrupación guerrillera la que invitó al mandatario venezolano al territorio colombiano en condición de "desagravio" luego de que Alvaro Uribe haya dejado al bolivariano fuera de las negociaciones.

Tampoco requería una aguda visión de estadista intuir que el objetivo primordial de Chávez se orientaba en reforzar su influencia regional luego de haber perdido considerable popularidad tras el fracaso resultante del intento de la reforma constitucional de su país; hecho que se ve con mayor evidencia si no obviamos el largo currículum que ostenta el venezolano en materia de intervenciones de política interna de países extranjeros especialmente en períodos electorales, como fue el caso de su apoyo a Ollanta Humala en Perú, López Obrador en México, Morales en Bolivia, Ortega en Nicaragua y Correa en Ecuador (todos militantes anti imperialistas, con excepción del híbrido caso argentino). Visto en este contexto, el acercamiento de Venezuela hacia las FARC -que junto a Cuba es uno de los mayores resabios de la Guerra Fría- era sólo una cuestión de tiempo, haciendo del caso colombiano la apuesta más agresiva y peligrosa en el continente, susceptible de romper el frágil equilibrio regional.

La pregunta que debe hacerse, entonces, es: ¿qué hacía Kirchner en Colombia? Una lógica cortoplacista permitiría el siguiente análisis: un canje humanitario en el marco de la delicada cuestión colombiana ingresada en la agenda global luego de los reiterados pedidos de cooperación (especialmente provenientes de los familiares de la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt, cuyo carácter francés atrajo la atención de Sarkozy) le anotarían un triunfo humanitario de alta repercusión en los medios de comunicación al Gobierno argentino luego de un falso comienzo en su política exterior por la cuestión de la valija venezolana.

No obstante, si nos prestáramos a un análisis más minucioso de los hechos, podemos afirmar que los costos a pagar por esta acción ya eran más altos que los posibles beneficios que se hubieran podido obtener, y esto no necesariamente es porque quien inspiró el nombre de dicha operación haya resultado estar en Bogotá hace ya dos años, sino más bien porque dicha acción ubicaría a la Argentina en una relación simbiótica con Venezuela de la que ciertamente será sumamente difícil desentenderse en un mediano plazo. El éxito o fracaso de la misión, visto en estos términos, era sólo un detalle en todo esto.

De esta manera se vislumbra el dilema de la Argentina actual, que consiste en apostar en una alianza con Chávez -que ya está dada en materia de venta de bonos y en el plano energético- pero evitar asumir los costos que ello implica en el plano de las relaciones internacionales, porque juega con Venezuela en el plano internacional pero luego se obstina en evitar el mote de bolivariana.

Así, la Argentina busca dar una imagen de independencia de criterio y autonomía en las decisiones que adopta en materia de política exterior, pero pareciera no entender las implicancias que tienen sus acciones en la región y en el mundo en su giro hacia Venezuela, principalmente porque Chávez no conoce medias tintas: o se es aliado o se es enemigo -con todas las implicancias regionales e internacionales que esto abarca-, y esto se mide principalmente con el sentimiento antinorteamericano como requisito excluyente para contar con los buenos ojos del venezolano. Esto dificulta a la Argentina mantener su histórica tercera posición, hecho que cobra mayor notoriedad en una coyuntura donde el equilibrio regional es cada vez más delicado.

En este plano la admiración de la Presidenta por Hillary Clinton y su confesa aspiración de imitar al modelo alemán se reducen a cenizas ante el giro hacia Venezuela en política exterior, principalmente porque son dos modelos políticos incompatibles.

El flamante Gobierno debería definir con mayor claridad y precisión sus prioridades en política exterior, porque hasta el momento ha sembrado más dudas que certezas en lo que se refiere a su inserción en el mundo, demostrando carecer de objetivos claros a corto, mediano y largo plazo, hecho que ya han consumado la mayoría de los países de la región.

 
Documentos del CENM
¡nuevo!

Una visión de largo plazo:
Análisis del documento “Tendencias globales 2035” del Consejo de Inteligencia de los EEUU

ACTUALIDAD

      ELECCIONES 2019

SITIOS WEB RELACIONADOS !! (NUEVO) 

WEB ACADEMIA NACIONAL DE CIENCIAS MORALES Y POLÍTICAS

     WEB SITIO "ROCA HOY"      

  

SECCIONES

ARGENTINA

BOLIVIA
BRASIL

CHILE

COLOMBIA
COYUNTURA
CUBA
DEFENSA
EL SALVADOR
EVOLUCION SOCIOPOLITICA
HONDURAS
IBEROAMERICA
INTERNACIONAL
LAS AMERICAS
LATINOAMERICA

MEXICO

MUNDO
NICARAGUA
OPINION PUBLICA
PARAGUAY

PERU

URUGUAY

VENEZUELA

Opinion Publica Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de Argentina Indicadores de opinion publica de America Latina

Archivo historico banner_cp.jpg


Indicadores